Menu
banner-las-palmas-top

Hasta 100 días saliendo magma en el volcán de El Hierro

Las imágenes acústicas del fondo de La Restinga en las que se observa en nuevo edificio volcánico permite ya a los investigadores del CSIC predecir que la erupción que se inició el 10 de octubre pude durar hasta 100 días. El buque Ramón Margalef cartografía desde este miércoles los fondos de Frontera.

La prueba batimétrica de que frente a La Restinga hay un volcán activo la dio el martes el buque oceanográfico Ramón Margalef y ayer el responsable de la expedición científica, Juan Acosta, certificó que la erupción está se inició en una zona deprimida del fondo marino, en la plataforma el lugar que los pescadores denominan La Tablada de Sotavento.

Sin embargo, desde el punto de vista volcanológico, el aspecto de esas primeras imágenes que arroja mayor interés y que ayer explicaron los científicos del Instituto Español de Oceanografía (IEO) es que ha permitido comprobar a los investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) que cada segundo están fluyendo entre 10 y 100 metros cúbicos de magma y que, según indicó Joan Martí, la erupción «podría durar entre 20 y 100 días».

Personalmente, dijo que, él se inclina más por los 100 días. De momento, apuntó, «la erupción continúa» porque «así lo demuestra la señal sísmica [el tremor]».

Joan Martí, que es el responsable del grupo de volcanismo activo del CSIC que ha asesora al Instituto Geográfico Nacional (IGN) en la crisis de El Hierro, explicó además que el volcán de La Restinga «ya es mayor que los que hay en tierra, donde hay pocos edificios de 100 metros de altura» y mostró su sorpresa por el hecho de que «se comporta como un volcán subaéreo».

Martí prácticamente descartó una nueva erupción tanto en el mar como en tierra, pero sí advirte de que el proceso no ha cesado y que «todo es posible».

El buque Ramón Margalef inicia este jueves la segunda fase de actividad en El Hierro con la toma de imágenes con el robot submarino Liropus 2000 y con un trineo fotogravimétrico, pero de momento no podrá trabajar en La Restinga porque lo impide «la turbidez del agua», que ayer se tornó más oscura e incluso testigos presenciales afirman que hubo burbujeo.

La expedición está desde ayer cartografiando los fondos de Frontera, donde se siguen registrando la mayoría de seísmos.

Fuente: Canarias7

volver arriba